Miércoles, 09 Mayo 2012 00:00

La Personalidad - El Carácter

Valora este artículo
(2 votos)

No pretendemos expresar en esta reflexión un tratado técnico- científico sobre un tema tan amplio y complicado como es el de la personalidad/carácter, para reforzar esto último transcribimos un párrafo del libro “El comportamiento humano” de M. Witurouw y R. Remouchamps que dice: “El biólogo, cuando se inclina sobre el organismo humano, no estudia al hombre. El psicólogo, al examinar la personalidad, las aptitudes, no estudia al hombre. No estudia al hombre el sociólogo al registrar las actitudes colectivas y describir las estructuras sociales, ni tampoco lo estudia el antropólogo cuando explica claramente los modelos culturales de tal tribu o tal sociedad. Ni unos ni otros estudian verdaderamente al hombre, que no es solamente un organismo, un ser de pensamiento y emoción que es así mismo algo más que miembro de un grupo o de una cultura. El hombre es todo a la vez: organismo vivo que posee un cerebro cuyas virtualidades son sorprendentes, que reacciona en un mundo en el que se comunica con sus semejantes, se comporta como los demás y como ningún otro. El hombre es un todo.”

Personalidad y carácter son sinónimos, pero considero que muchos piensan que la personalidad es lo que somos y nos diferencia de los demás, es el elemento de nuestra individualidad y el carácter vendría a ser como una de las características quizás la más destacada de la personalidad y por ello se convierte en sinónimo de la misma.

La personalidad sirve inclusive como un adjetivo distintivo cuando decimos: fulano de tal es una personalidad de la literatura o de cualquier otra actividad. Lo hacemos así porque lo diferenciamos y distinguimos en forma destacada de los similares de su actividad. Eso es la personalidad, los rasgos que nos diferencian del resto y nos hace únicos.

¿Cómo se forman la personalidad y el carácter? El complicado proceso considero que se inicia en la misma concepción. Partiendo de la genética, el proceso de crecimiento, alimentación, padres y familia, moda, cultura y circunstancias del entorno, religiones, educación, país y época de vida. Es diferente la personalidad de un individuo nacido y formado en un régimen comunista totalitario o fundamentalista religioso, a la de un individuo nacido y formado en un entorno de libertad, de oportunidades que ha contado con una amplísima variedad de estímulos, por la riqueza de la diversidad del entorno, desde libros y fuentes de información de todo tipo de tecnologías, hasta la de libertad de movimiento, pensamiento y expresión.

El carácter vendría a ser esa fuerza motriz que domina las circunstancias de todo tipo que condicionan al individuo y las supera o cambia para desarrollar su personalidad, su individualidad para ser y hacer. Aquí es donde en un momento dado se fusionan personalidad y carácter y decimos al igual de una persona que tiene una personalidad fuerte o un carácter fuerte.

Lo importante en todo caso es saber qué personalidad o carácter tenemos para desarrollar nuestras vidas en el entorno que nos ha tocado vivir y sobre todo buscar ser felices conociéndonos mejor y relacionándonos con nuestros semejantes partiendo de nuestra personalidad y carácter. Para concluir citaré a Miguel Servet que nos dice: “Cada cual es como Dios lo ha hecho, pero llega a ser como él mismo se hace”. ¿Conoces tu cómo te hicieron y en qué te has convertido, cuál es tu personalidad, tu carácter? Qué piensas?

Gracias por visitar Pensar.ec
Para que tu vida tenga sentido

COPYRIGHT ©PENSAR.EC
Todos los textos tienen derechos reservados / All Right Reserved

 

Visto 717 veces

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.