Jueves, 21 Marzo 2013 00:00

Los nuevos ricos

Valorar este artículo
(1 Votar)

Uno de los graves problemas que tiene nuestra sociedad es producto de la resultante de nuevos ricos con poca educación.  En esa trasposición de valore que hemos desarrollado, cuenta más “Don Dinero” que “Doña Educación”.  No importan los buenos modales, el respeto a las normas de convivencia y a las leyes, los conocimientos profesionales, el arte o la cultura.  Lo que cuenta es el dinero.

Si eres un patán adinerado eres bienvenido, pero si eres un caballero o dama pobretones, te darán la palmaditas en la espalda en señal de conmiseración.

Por ello la mediocridad campea por todos los ambientes.  Los patanes en Mercedes Benz atropellan a diestra y siniestra.  Son los nuevos señores de los espectáculos caros, los que lucen las etiquetas de marcas famosas en los trajes, vestidos, relojes, gafas y joyas, los que brindan con bebidas de etiqueta negra, en resumen,  los protagonistas de la falsa educación, la del dinero.  Esa educación, la del dinero, es la que enloquece a nuestros ciudadanos en la política, en los negocios, en la sociedad.  No importa los medios, lo que importa es hacer dinero.  Si para ello hay que vender droga, contrabandear, utilizar el tráfico de influencias o enriquecerse ilícitamente utilizando el cargo público, eso no cuenta, hay que hacer dinero, hay que hacer fortuna, lo más rápido que se pueda.

La educación universitaria es mediocre porque no se estudia para superarse profesionalmente y para servir a la sociedad con la profesión adquirida.  La gran mayoría lamentablemente, busca el título, como llave mágica, que  le abra las puertas a posiciones o trabajos donde simplemente se pueda hacer dinero.

Esa gran mayoría, así mismo, sueña con trabajos y posiciones donde tengan pocas responsabilidades y mucho dinero, parece como que nadie quisiera alcanzar una meta equilibrada de dinero y educación, si así fuera tendríamos un país más justo, una sociedad más equilibrada.

Esa falta de educación, esa falta de valores superiores, esa pasión por el dinero, están minando las bases de la sociedad, de los países y de sus nacionalidades, hasta límites alarmantes.

Se dice que se puede comprar una visa o pasaporte por tantos miles de dólares en ciertos consulados de algunos países.

Don dinero lo puede todo, Doña Educación no cuenta para nada.  Esa desastrosa combinación de mucho dinero y poca educación llevara a los países con estos problemas a la ruina.

No nos asombremos si alguien por dinero liquide su país al mejor postor.

Gracias por visitar Pensar.ec
Para que tu vida tenga sentido

COPYRIGHT ©PENSAR.EC
Todos los textos tienen derechos reservados / All Right Reserved

 

Leído 396 veces

Dejar un comentario

Asegúrate de introducir la información obligatoria en los campos marcados con asterisco (*). No se permite código HTML.