Pensar

Jueves, 06 Febrero 2014 00:00

La Experiencia

Valorar este artículo
(2 votos)

“La experiencia no es lo que te sucede, sino lo que haces con lo que te sucede”.  Aldous Huxley.

Esta es una reflexión muy bienvenida para los tiempos que vivimos, donde la experiencia de los años vividos y las prácticas realizadas valen poco frente a los conocimientos actuales de las nuevas tecnología y la juventud.

Prácticamente la edad productiva del hombre según empresas, países y actividades está entre los 20 y los 50 años de edad. Pues a partir de los cincuenta sus posibilidades de encontrar trabajo comienzan a limitarse y se cometen grandes errores cuando en la cátedra universitaria se descartan y rechazan maestros con gran experiencia y conocimientos por su edad, aun cuando estén actualizados en el uso de las nuevas tecnologías.

Ciertos criterios del mundo moderno y de algunos políticos y países que priorizan la contratación y designación de jóvenes en algunos cargos y puestos públicos es precisamente por carecer de experiencia y así poder manipularlos a su antojo por aquellos que ostentan el poder, fanatizándolos y convirtiéndolos en fichas de su ajedrez político y en beneficio de sus intereses.

Todas las culturas ancestrales valoran y respetan la sabiduría y experiencia de sus mayores. Hoy por el contrario se las menos precia e ignora.

Esto está generando una sociedad y un mundo lleno de incertidumbres que gira alrededor del aprendizaje del liderazgo de los jóvenes hasta que estos adquieran experiencia.

Lo ideal es tener en todos los campos una suma del valioso aporte de la juventud, su impulso, su energía y su creatividad, de la mano de la experiencia y sabiduría de la madurez.

Como dicen los pensamientos que encabezan esta reflexión, experiencia no es solo lo que te sucede sino lo que haces con lo que te sucede, para ello hay que vivir años y sucesos. Hay casos, desde luego, en la que muchos jóvenes han adquirido así mismo mucha experticia a temprana edad, que sumadas a sus conocimientos los hacen valiosos, si la saben utilizar en forma adecuada.

Pero estas excepciones no son la regla por lo que el mundo en el campo político, empresarial y en general debe buscar el equilibrio.

Lo último expuesto, de alguna manera lo reflejan las legislaciones de ciertos países, maduros y responsables, al fijar la edad mínima, para diputados y senadores y para ejercer la presidencia y el mando del gobierno. Esto contrasta con los demagogos, irresponsables y manipuladores que quieren reducir la edad para ejercer estos cargos de manera que la ejerzan personas sin experiencia y con ello sean manejables y/o manipulables desde otras esferas.

Como dice Benjamín Franklin: “Es una escuela muy cara la de la experiencia. Sin embargo, los necios no aprenderán en ninguna otra”.

Concluiré con otros pensamientos: De Thomas A. Edison: “Una experiencia nunca es un fracaso, pues siempre viene a demostrar algo”.

“La experiencia aumenta nuestra sabiduría, mas no reduce nuestras locuras”. George Bernard Shaw, y finalmente Aristófanes nos dice: “Hay que ser remero antes de llevar el timón, haber estado en la proa y observado los vientos antes de gobernar la nave.”

Reflexiona.

 

Gracias por visitar Pensar.ec
Para que tu vida tenga sentido

COPYRIGHT ©PENSAR.EC
Todos los textos tienen derechos reservados / All Right Reserved

 

Leído 827 veces

Dejar un comentario

Asegúrate de introducir la información obligatoria en los campos marcados con asterisco (*). No se permite código HTML.

Temas Principales